Carta de mayo de 2015 del Presidente de PEN Internacional John Ralston Saul, a la membrecía de PEN.


Carta de mayo de 2015

del Presidente de PEN Internacional

John Ralston Saul, a la membrecía de PEN.

 

13 de mayo de 2015

 Estimada(o)s  miembros y amiga(o)s,

Esta primavera realizamos una intervención ambiciosa en América Latina.  Dieciséis centros formaron parte de la delegación. La llamamos la Cumbre PEN de las Américas y se celebró en Honduras, Nicaragua y termino en México.

¿De que trató la cumbre? En parte, fue para enfocarnos en la creciente violencia contra escritores en Latinoamérica; una violencia la cual se esta esparciendo.  También, fue para desarrollar una estrategia amplia de PEN en las Américas – desde Chile y Argentina y hasta Canadá.  Finalmente, queríamos hacer hincapié a la creciente fuerza de PEN en América Latina – un regreso del compromiso y de influencia de PEN en el continente.  Sin embargo, queda mucho por hacer  y la cumbre se utilizó para identificar en que debemos trabajar.

Un grupo pequeño, incluyendo a Carles Torner, a nuestra experta en Latinoamérica, Tamsin Mitchell y Roberto Alvarez iniciamos en Honduras, el país más peligroso para ejercer el periodismo. Pasamos mucho tiempo con el nuevo e impresionante centro PEN de Honduras encabezado por su Presidenta, Dina Meza.  Brendan de Caires de PEN Canadá y Kaitlin Owens de la Facultad de Leyes de la Universidad de Toronto estuvieron presentes para dar seguimiento al Reporte de Honduras.  También están trabajando con PEN Honduras para implementar un premio de reconocimiento de valentía al periodismo – el premio Escribir sin Miedo.

 

Nos reunimos con el Procurador General, Abraham Alvarenga Urbina, con altos funcionarios y con la Rectora de la Universidad Autónoma de Honduras, Julieta Castellanos. E n toda ocasión presionamos acerca del alarmante 91% de impunidad en los casos de asesinatos a escritores.  Existen algunas señales de cambio – ciertas instituciones de investigación se han erigido – pero se encuentran tan mal financiadas que son virtualmente inexistentes.

Un ejemplo del ambiente en el país; al finalizar nuestra última rueda de prensa, supuestamente se intentó secuestrar a uno de los participantes.

Pasamos tiempo con Julio Ernesto Alvarado, un periodista de televisión conocido.  Funcionarios en el país han hecho cada esfuerzo para silenciarlo bajo su ley de difamación criminal. Se han hecho múltiples intervenciones de PEN para su caso; incluyendo nuestro testimonio ante la Comisión Interamericana de Derechos Humanos el 25 de marzo de 2014, la cual dio resultado al dictamen de medidas cautelares a su favor, anulando el dictamen de las autoridades de Honduras. Sin embargo, Julio se encuentra constantemente bajo amenaza.

Lo que el caso de Alvarado denota, es que tan peligrosa puede ser la difamación criminal. Y se encuentra en casi todos lados, incluso en la mayoría de Europa. En muchos lugares no se aplica, pero puede ejercerse en cualquier momento.

El punto es que la difamación criminal es una herramienta pre-democrática diseñada para facilitar la supresión de la libertad de expresión a aquellos en el poder.  Las leyes de difamación son necesarias, mas no deben de estar bajo un régimen legal de tipo criminal.

*     *     *

En Nicaragua fuimos recibidos por nuestro solido centro en este país, encabezado por Gioconda Belli.  Pasamos muy buen rato con ellos.  Gioconda y yo formamos parte de la ceremonia de apertura del Festival Internacional de Poesía de Granada – un gran encuentro de escritores.  Al siguiente día, junto con Ernesto Cardenal y Gioconda, formé parte en un evento público en Managua donde conversamos acerca del proyecto de gobierno para construir un canal desde el Caribe hasta el Pacifico. ¿Porque? Este es un enorme proyecto que podría cambia el curso del país. ¿Para bien? ¿Para mal? Como es que la gente puedes saber.  El canal tiene el potencial de cambiar el medio ambiente y la vida de los nicaragüenses radicalmente.  Sin embargo, todas las decisiones se han tomado sin el debido debate o el estudio de documentos.  Ha sido un proceso autoritario y sospechoso. Y un ejemplo de cómo la libertad de expresión puede ser sofocada sin violencia.

Después nos sentamos con un número de centros, incluyendo a Karla Olascoaga de Guatemala, con Honduras y Nicaragua, para desarrollar una estrategia de PEN para América Central – La Declaración de Managua.  Gloria Guardia (Panameña, Vice-Presidenta de PEN Internacional y Presidenta de la Fundación Iberoamericana de PEN) formó parte del debate.

*     *     *

Para la etapa final nos reunimos en la Ciudad de México – la tercera delegación a México en cuatro años.  Estuvieron presentes escritores de 16 centros.  Fue un encuentro formidable.  Encontrarán la lista completa de la delegación al final de esta carta.  Fue particularmente importante contar con la participación de los presidentes de 6 centros de la región, incluyendo a Luisa Valenzuela de PEN Argentina, Claudio Aguiar de Brasil, Jean-Euphele Milce de Haiti, junto con aquellos de Honduras, Nicaragua y la Vice-Presidenta del centro de Guatemala.  Robert Wallace vino de PEN USA, Pablo Medina y Sandra Cisneros de PEN America, Gaston Bellemare de PEN Quebec, Wayne Grady de PEN Canadá.  Regula Venske de PEN Alemania, Dylan More de Gales, así como muchos del liderazgo internacional (Hori Takeaki, Eric Lax, Marian Botsford Fraser, Joanne Leedom-Ackerman y yo)

Nos dio la bienvenida PEN México, su presidenta, Aline Davidoff, junto con Alicia Quiñones y Rose Mary Espinosa. Y Rita Gracián de PEN Guadalajara y Victor Sahuatoba de PEN San Miguel de Allende estuvieron involucrados.

Dimos inicio a nuestra intervención con una declaración pública de lo que debe cambiar.

Posiblemente la parte mas importante fue un gran evento publico – PEN Pregunta – dando continuación a PEN Protesta en 2012. Formaron parte 50 escritores incluyendo a Homero Aridjis, Elena Poniatowska y Carmen Aristegui.  Cada uno habló por un minuto, en orden alfabético, mezclando a la delegación con los escritores mexicanos.

El Jefe de Gobierno (Alcalde) de la Ciudad de México nos dio formalmente la bienvenida a la capital bajo el esquema de una discusión pública acerca del papel de la literatura y a libertad de expresión en la ciudad.  Después nos reunimos con el nuevo e impresionante Presidente de la Comisión Nacional de Derechos Humanos, Luis Raúl González Pérez.  En seguida realizamos una serie de reuniones con funcionarios públicos.  Incluyendo casi dos horas con el Secretario de Gobernación, Miguel Ángel Osorio Chong, y terminando con el Canciller de Relaciones Exteriores, José Antonio Meade.  Un grupo de la delegación testificó ante la Comisión de Justicia del Senado de la República.

¿Como se encuentra la situación? Por un lado, hay avances en el arresto de líderes del crimen organizado. Asimismo, se ha fortalecido un mecanismo que tiene por objetivo el proveer protección a periodistas. Sin embargo, no es tan efectivo como debería de serlo.

La realidad es que el número de asesinatos de escritores ha incrementado bajo la administración del Presidente Peña Nieto.  Y debo confesar que no recibí ninguna señal solida de entendimiento o aceptación por parte de las autoridades que esto es un problema serio el cual solo se puede resolverse atacando lo que se podría llamarse una trinidad no santísima de corrupción, violencia e impunidad. La impunidad es la medida del cambio.  En México, esta se mantiene al 90%.  No ha habido cambios.  La corrupción es la clave.  Nada cambiará si no son investigados y enjuiciados los altos funcionarios ya sean de la sociedad civil,  políticos o del ejército y a la clase de negocios corrupta.

En una de nuestras reuniones, uno de los secretarios mostró gran exasperación debido a nuestra insistencia del problema.  Después declaró poder reducir el nivel de impunidad al 70% dentro de un año.  Es difícil realizar un comentario a tal declaración.

Un elemento que ha cambiado la atmosfera en al país, es el asesinato (o desaparición forzada) de los 43 estudiantes de Ayotzinapa el 26 de septiembre de 2014.  Cualquier fuera(n) la(s) razones del asesinato, no debemos olvidar que los estudiantes se encontraban rumbo a la Ciudad de México para unirse a una protesta – para utilizar su libertad de expresión.  Tuvimos la oportunidad de sentarnos con Omar García uno de los estudiantes que logró escapar. Es un hombre admirable el cual alza su voz constantemente.  El cual se encuentra bajo amenaza constantemente.  El gobierno de México debería de garantizar la  seguridad de Omar sin preocuparse de que lado esta.

Finalmente, realizamos una segunda sesión de nuestra Cumbre PEN de las Américas con la participación de todos los centros presentes.  El resultado fue un borrador de estrategia continental llamada La Declaración de la Cumbre PEN de las Américas que esperamos se finalice en octubre en el Congreso de Quebec.

*     *     *

Antes de viajar a América Latina estuve en Ohrid, Macedonia,  por razones diferentes a PEN.  Sin embargo, posteriormente, me tome la oportunidad de pasar tiempo con PEN Macedonia en la capital, Skopje. El centro es encabezado por Ermis Lafazanovski y Vladimir Martinovski. Y por supuesto, una de nuestra vice-presidentas internacionales, Katika Kulavkova es de Macedonia. Vida Ognjenovic, otra de nuestra vice-presidentas internacionales también se encontraba con nosotros.

En el momento de mi visita, uno de los periodistas mas destacados de Macedonia, Tomislav Kezarovski, se encontraba en prisión. Sucedió que la comunidad cultural de la ciudad organizó una marcha demandando su libertad el día que yo me encontraba ahí.  Katica Kulavkova, Vladimir Martinovsk y, Natasha Avramovska nos unimos a la marcha. Resulta que a mediados de la protesta, Tomislav fue liberado y se unió con los demás. La siguiente mañana fui a visitarlo a el y a su familia con Vladimir y Natasha.

Como tal vez ya lo sabrán, desde ese entonces la situación ha empeorado. Seguida la revelación del espionaje de más de 20,000 personas, incluyendo a escritores durante los últimos cuatro años, ha habido un incremento en el número de protestas.

Este es un caso algo peculiar en donde un país que intenta funcionar como una democracia, descubre que algunos de sus altos funcionaros intentan socavar la misma democracia que los llevó al poder.

*     *     *

Existen dos grandes centros en los Estados Unidos.  Hace unas cuantas semanas, Eric Lax y estuvimos con el Centro PEN USA, con sede en Beverly Hills, en Los Ángeles. Su vice-presidente Jamie Wolf y tesorero, Robert Wallace, fueron de gran ayuda. Robert fue el delegado del centro durante nuestra misión en México. Y estuve particularmente impresionado por su personal encabezado por su directora ejecutiva, Michelle Franke.

El centro tiene un gran número de programas.  Once premios de literatura.  Organizan talleres de escritura en albergues, en comunidades indígenas y en salones de estudiantes.  Uno de sus programas más impresionantes es el Emerging Voices Award. Tiene como objetivo impulsar a aquellas personas que desean ser escritores pero no tiene acceso a las herramientas para hacerlo.  Aquellos que son seleccionados reciben una beca de 8 meses que incluye asesoría profesional, clases en la Universidad de California de Los Ángeles, clases de nivel de maestría, talleres de voz y reuniones con casas editoriales. Es un programa admirable.

*     *     *

Algunos de ustedes abran leído acerca del vivaz debate dentro del otro centro de los Estados Unidos, el PEN American Center, con sede en Nueva York. Este debate fue acerca de si debería de dar un premio a la revista satírica, Charlie Hebdo. Fue un momento importante ya que debates como esta son centrales para la salud de la libertad de expresión.  Siempre existen este tipo de debates, en todo momento, dentro de cada uno de nuestros centros PEN alrededor del mundo.

Y cada debate nos recuerda que la libertad de expresión requiere una piel gruesa a las críticas.  Realmente me sorprende cada vez que veo a jefes de estado o a jefes de gobierno tan susceptibles, de manera tan inmadura; Me sorprende notar su autoestima tan frágil y ver cuánto detestan el debate público porque los expone a la crítica.

Cada vez les digo que tienen que tener una mayor recepción a las críticas; que deben de seguir el ejemplo de los escritores.  Nosotros nos hemos acostumbrado a las críticas injustas y desagradables.  ¡Y por supuesto que son desagradables! – desde el momento que nuestro primer libro es publicado.

*     *     *

El 14 y el 15 de abril, Jarkko Tontti, Josef Haslinger, el presidente de PEN Alemania, Carles Torner. Jo Glanville, la directora ejecutiva del English PEN y yo, estuvimos en el Parlamento Europeo, en Bruselas para presentar un documento brillante llamando a la protección de refugiados y buscadores de asilo en el Mediterráneo.  Esto fue una iniciativa de PEN Alemania.  El documento presenta un caso en como Europa puede desplazarse de una actitud y posición defensiva y reactiva a una basada en política. Fue firmado por 1200 escritores. Günter Grass fue el primero en firmarlo. Fue su último acto público.  Todavía puedes añadir tu nombre a la petición. Presentamos el documento a Martin Schulz, Presidente del Parlamento Europeo en una rueda de prensa para después conversar en privado para discutir la situación en detalle.

Al siguiente día, nos presentamos ante el Parlamento Europeo para debatir acerca da La Libertad de Expresión en Tiempos de Crisis. A nuestro grupo se unieron tres escritoras; Tahmina Anam, novelista y periodista bangladesí; Kamila Shamsie, novelista británico-pakistaní  y Emine Sevgi Özdamar, escritora turco-alemana.

*     *     *

En mi última carta escribí de la situación en Bangladesh. Tenemos un creciente centro PEN en el país, pero la situación se encuentra en rápido deterioro. Ya existían señales de problemas en noviembre de 2014 cuando yo estuve presente. Sin embargo, ahora los blogueros están siendo asesinados uno tras otro, más recientemente Ananta Bijoy Das, Washiqur Rahman Babu y Avijit Roy.

Por favor añade tu nombre a esta importante carta pública.

*     *     *

Finalmente, y como tal vez ya lo sabrán, PEN ha trabajado arduamente en oposición del creciente numero de políticas que limitan el derecho a libertad de expresión de la comunidad LGBTQI en un creciente número de países. Hemos inaugurado una nueva página web, PEN OutWrite, enfocándose en esto. Incluye aportaciones de Pablo Simonetti y de Colm Tóibín.

Visiten la página y denos su aportación.

Mis mejores deseos,

John Ralston Saul
Presidente Internacional

Delegación de PEN Internacional

México

Ciudad de México

Febrero 21-24 de 2015

Miembros de la Delegación

 

John Ralston Saul, Presidente de PEN Internacional. Escritor y Filósofo.
Hori Takeaki, Secretario Internacional de PEN Internacional/PEN Japón. Escritor.
Joanne Leedom-Ackerman, Vice-Presidenta y ex-Secretaria General de PEN Internacional.
Eric Lax, Ejecutivo de PEN Internacional, PEN Center USA (West). Escritor y Guionista.
Marian Botsford Fraser, Presidenta, Comité Escritores en Prisión. PEN Internacional.

Escritora Canadiense.

Carles Torner, Director Ejecutivo de PEN Internacional. Poeta Catalán.
Aline Davidoff, Presidenta, PEN México. Escritora.
Victor Sahuatoba, Secretario General, PEN San Miguel de Allende. Poeta.
Rita Gracián, Secretaria General, PEN Guadalajara. Escritora.
Luisa Valenzuela, Presidenta, PEN Argentina. Escritora.
Claudio Aguiar, Presidente, PEN Brasil. Escritor.
Jean-Euphele Milce, Presidente, PEN Haití. Escritor.
Dina Meza, Presidenta, PEN Honduras. Reportera.
Gioconda Belli, Presidenta, PEN Nicaragua. Escritora.
Gaston Bellemare Vice-Presidente. PEN Québec. Presidente, Fédération des festivals
internationaux de poésie. Escritor.
Karla Olascoaga, Vice-Presidenta, PEN Guatemala, Escritora.
Rose Mary Espinosa, miembro del Ejecutivo, PEN México.
Robert Wallace, miembro del Ejecutivo, PEN Center USA (West). Escritor y Editor.
Regula Venske, Secretaria General, PEN Alemania. Escritora.
Alicia Quiñones, Secretaria General. PEN México. Reportera.
Pablo Medina, Delegado, PEN América. Escritor.
Sandra Cisneros, Delegada, PEN América. Escritora.
Wayne Grady, Delegado, PEN Canadá. Escritor.
Dylan Moore, Delegado, País de Gales. Escritor.
Robert Broughton, Delegado. PEN San Miguel de Allende. Escritor
Rochelle Cashdan. Delegada, PEN San Miguel de Allende. Escritor.
Mónica Gutiérrez, Delegada, PEN San Miguel de Allende. Escritora.
Bill Pearlman, Delegado, Pen San Miguel de Allende. Escritor.
Roberto Álvarez, Primer Consejero, Presidente de PEN Internacional.
Tamsin Mitchell, Experta de las Américas, Comité de Escritores en Prisión, PEN Internacional.
James Tennant, Director Literario, PEN Internacional. Escritor.
Brendan De Caires, Coordinador de Programas, PEN Canadá.
Katy Glen Bass, Subdirectora de los programas de libertad de expresión, PEN América.
Kaitlin Owens, Investigadora, Facultad de Leyes, Universidad de Toronto.